El hambre en Venezuela es una “bomba de tiempo”

El hambre en Venezuela es una “bomba de tiempo”

El hambre en Venezuela es una “bomba de tiempo”

publicidad

La gente no había experimentado una hiperinflación como la que hay actualmente

El 2018 llegó con saqueos y con colas en los supermercados para aprovechar las rebajas forzosas del gobierno en Venezuela. Al cierre de la primera semana de enero, la escasez de productos se acentuó en los anaqueles y desbordó el alza popular en los estados Bolívar, Zulia, Guárico, Aragua, Monagas y en Caracas

El hambre en Venezuela es una “bomba de tiempo”
El hambre en Venezuela es una “bomba de tiempo”

Caracas// Notipascua.com//

Analistas concuerdan en que el desabastecimiento empeorará, colocando al país al “borde de un estallido social” que escapa a las directrices de cualquier partido político. La inflación sobrepasa el salario. “No hay” y “si hay, no alcanza”, una “bomba de tiempo” difícil de medir.

El 2018 llegó con saqueos y con colas en los supermercados para aprovechar las rebajas forzosas del gobierno en Venezuela. Al cierre de la primera semana de enero, la escasez de productos se acentuó en los anaqueles y desbordó el alza popular en los estados Bolívar, Zulia, Guárico, Aragua, Monagas y en Caracas

Son pequeños estallidos sociales como consecuencia del hambre, de la pobreza en la población, el preludio de algo que probablemente vamos a vivir en los primeros meses, podría tratarse de una bomba de tiempo. Venezuela está al borde de un estallido social, motivado por el hambre, son situaciones espontáneas.

Es un proceso inédito. La población nunca antes había sido sometida a una hiperinflación y a un desabastecimiento de este tipo

En los Puertos de Altagracia, el pasado viernes, un galpón de PDVAL fue uno de los blancos. La gente estaba desesperada por comida. Rompieron la santamaría, se llevaron las cajas con productos CLAP y juguetes que no les entregaron en diciembre.

El alza de precios está por encima del ajuste de sueldos. El salario real está colapsado. Las familias no tienen ingresos para cubrir sus necesidades, aumenta el hambre, la miseria y la desesperación. Hay una debacle económica

Información de Inti Rodríguez, coordinador de investigación de la ONG Provea

666 visitas, 6 hoy

Comments are closed, but trackbacks and pingbacks are open.